La Fundación Camino de la Cruz reanuda su actividad con un concierto benéfico

La Fundación Camino de la Cruz reanuda su programa de actividades turístico-culturales con el concierto ‘500 noches, Sabina en vena’, que se celebrará el próximo 25 de julio en el recinto festero de Caravaca de la Cruz, en beneficio de las víctimas de covid-19 y la lucha contra la leucemia.

La recaudación de las entradas, que ya pueden adquirirse al precio simbólico de 5 euros en www.compralaentrada.com, será entregada a la Fundación Española contra la Leucemia (FELL), con sede en Caravaca de la Cruz, entidad presidida por el doctor Antonio López Bermejo, nombrado recientemente Hijo Adoptivo de esta ciudad.

La consejera de Turismo, Juventud y Deportes, Cristina Sánchez, y presidenta de la Fundación Camino de la Cruz, explicó que de este modo “nos sumamos, desde la Fundación, y junto al ayuntamiento, a las continuas muestras de solidaridad que durante estos meses se han realizado desde diferentes puntos de la Región de Murcia, desde instituciones y empresas, ante la emergencia sanitaria generada por la pandemia”.

En la organización del concierto están implicados, como patronos de la Fundación, el Grupo Fuertes, Postres Reina, Estrella de Levante, Café Salzillo, Limcamar, Caixabank, la Real e Ilustre Cofradía de la Santísima y Vera Cruz, UCAM y Hefame.

La siguiente actividad programada por la Fundación tendrá lugar la noche del 12 de agosto, en la explanada de la Basílica de la Vera Cruz, y consistirá en crear al aire libre un observatorio desde el que estudiar los planetas, las estrellas, las constelaciones y otros elementos astronómicos coincidiendo con el fenómeno de las Perseidas o Lágrimas de San Lorenzo.

Está actividad, titulada ‘Lo que (no) se ve’, conllevará la asistencia a un espectáculo con una dramaturgia original de Fernando de Retes y María Prado, cargado de astronomía, música y humor.

Fundación Española de Lucha contra la Leucemia (FELL)

La Fundación Española de Lucha contra la Leucemia (FELL) está presidida por el recién nombrado Hijo Predilecto de Caravaca de la Cruz, el doctor Antonio López Bermejo.

Desde la misma fomentan las donaciones de médula ósea e impulsan una continuada labor humanitaria, facilitando en pisos tutelados, y con un acuerdo con el Servicio Murciano de Salud, el trasplante a más de un centenar de niños sin recursos en Sudamérica.

Con sede en Caravaca de la Cruz, esta Fundación tiene, además de en otros puntos estratégicos, un albergue de acogida en Guayaquil (Ecuador), población denominada dentro del país ‘la zona cero de la Covid-19’, donde se atiende a niños con leucemia y a sus familiares durante el tiempo que dura el tratamiento.

Fuente: Cadena Cope

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

code

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.